+34 902 877 192info@conversia.es
Servicio de prevención al blanqueo de capitales

Preguntas Frecuentes sobre Prevención de Blanqueo de Capitales

Para saber más en materia de prevención del blanqueo de capitales

¿Qué autoridad actúa como organismo de control en materia PBC en España?

La Comisión de Prevención del Blanqueo de Capitales e Infracciones Monetarias es el organismo regulador en España que se dedica al impulso y coordinación de la Ejecución de la Ley 10/2010 de Prevención del Blanqueo de Capitales y de la Financiación del Terrorismo. Para desarrollar sus funciones cuenta con diversos órganos de apoyo, como son la Secretaría de la Comisión y el Servicio Ejecutivo de la Comisión de Prevención del Blanqueo de Capitales (SEPBLAC).

¿Qué es un “Sujeto Obligado”?

La Ley 10/2010 de Prevención del Blanqueo de Capitales y de la Financiación del Terrorismo establece una extensa relación de sujetos obligados al cumplimiento de la misma, a los cuales les conlleva una amplia adquisición de nuevas obligaciones y el deber de implantar numerosas medidas, desarrollar diferentes procedimientos internos para dar un correcto cumplimiento de esta normativa, así como realizar comunicaciones periódicas al SEPBLAC.

De los 26 tipos de sujetos obligados estipulados por la Ley (art. 2), destacamos los siguientes ejemplos:

  • Aseguradoras y Corredores de Seguros
  • Servicios y sociedades de Inversión
  • Intermediarios financieros
  • Promotores y Agencias Inmobiliarias
  • Asesores fiscales y contables
  • Asesores jurídicos y mercantiles
  • etc.
  • Comerciantes de joyas y arte
  • Transporte y custodia de fondos
  • Empresas de lotería y juegos de azar
  • Fundaciones y Asociaciones
  • Personas que ejerzan funciones de dirección o secretaría en una sociedad

¿Cómo saber si su empresa o usted mismo son sujetos obligados?

Si, por su actividad, su empresa, o usted mismo, como persona física, desarrolla alguna de las actividades definidas en el art. 2 LPBC, interviniendo en operaciones de adquisición o comercio, será considerado como sujeto obligado.

No obstante, si, como persona física actúa en calidad de empleado de una persona jurídica, o le presta servicios permanentes o esporádicos, las obligaciones impuestas por esta Ley recaerán sobre dicha persona jurídica respecto de los servicios prestados.

¿Qué actividades se consideran como “blanqueo de capitales”?

  • Conservación o transferencia de bienes, a sabiendas de que éstos proceden de una actividad delictiva o de la participación en una actividad delictiva, con el propósito de ocultar su origen ilícito, o de ayudar a personas que estén implicadas, a eludir las consecuencias jurídicas de sus actos.
  • La ocultación o el encubrimiento de la naturaleza, el origen, la localización, la disposición, el movimiento o la propiedad real de bienes o derechos sobre bienes, a sabiendas de que éstos proceden de una actividad delictiva o de la participación en una actividad delictiva.
  • La adquisición, posesión o utilización de bienes, a sabiendas, en el momento de la recepción de los mismos, de que éstos proceden de una actividad delictiva o de la participación en una actividad delictiva.
  • La participación en alguna de las actividades mencionadas en los puntos anteriores, la asociación para cometer este tipo de actos, las tentativas de perpetrarlas y el hecho de ayudar, instigar o aconsejar a alguien para realizarlas o facilitar su ejecución.

¿Qué medidas preventivas deben adoptar los sujetos obligados?

Las medidas que están obligados a adoptar los diferentes sujetos para detectar operaciones sospechosas no son las mismas para todos. Dependerán, en cada caso, tanto de la naturaleza del propio sujeto, como del tipo de clientes al que se apliquen.

  • Medidas Normales: Medidas estándar que deben aplicar los sujetos obligados a sus clientes.
  • Medidas Simplificadas: El Sujeto Obligado dispone de cierta libertad para decidir el grado de aplicación de las medidas de prevención, en función del riesgo que represente un determinado cliente y operación, siempre y cuando disponga de la documentación probatoria que acredite el escaso riesgo de dicha operación.
  • Medidas Reforzadas: Aplicables en aquellos casos en los que se detecte un riesgo elevado de blanqueo de capitales o de financiación del terrorismo, previo análisis del sujeto obligado.

¿Cuáles son las “medidas de control Interno” que deben adoptar los sujetos obligados?

Lo constituye el conjunto de medidas de control, gestión, asesoramiento y capacitación interna que deben aplicar todos aquellos sujetos considerados como obligados por la Ley.

El Control Interno se basa en la aplicación de procedimientos y múltiples normas internas destinadas a prevenir el blanqueo de capitales:

  • Elaborar el Manual de Control Interno, en el que se recojan todas las medidas, y ponerlo a disposición de todos los empleados.
  • Designar a un Representante ante el SEPBLAC.
  • Establecer un Órgano de Control Interno y Comunicación (OCIC).

Examen por Experto Externo. Las medidas de control interno que hayan aprobado los sujetos obligados deben someterse a examen anualmente por parte de un experto independiente, que redactará un Informe que será remitido al OCIC.

Protección e idoneidad de empleados. Las políticas que apliquen los sujetos obligados en materia de contratación de empleados deben asegurar unos altos estándares éticos en la contratación de trabajadores, directivos y agentes, los cuales deben ser capaces de asumir los procedimientos de la organización en materia de PBC, así como de mantener la confidencialidad de las operaciones que se realicen con clientes.

¿Qué tipo de comunicaciones deben establecer los sujetos obligados con el SEPBLAC?

Los Sujetos están obligados a comunicar al Servicio Ejecutivo de la Comisión de Prevención del Blanqueo de Capitales todo aquello que se pueda llegar a identificar como un posible incumplimiento de la normativa. La Ley establece 2 tipos de comunicación:

  • Comunicación por Indicio: Por iniciativa propia cuando detecten algún indicio de riesgo de blanqueo.
  • Comunicación Sistemática: Se deben realizar de forma periódica, en función del tipo de operaciones y periodicidad establecida por el SEPBLAC.

¿Qué debe hacer un sujeto obligado si el SEPBLAC le solicita información?

Los sujetos obligados deben proporcionar al SEPBLAC toda la documentación e información que requiera acerca de operaciones realizadas con clientes. Por esta razón los sujetos deben conservar la totalidad de los documentos generados, que acrediten la correcta aplicación de las medidas de diligencia debida, así como la realización de las operaciones mantenidas con los clientes. La Ley estipula la conservación de dicha documentación por el plazo de 10 años.

¿Cómo debe gestionar un sujeto obligado a la LPBC los datos personales de sus clientes?

El Manual de Control Interno debe recoger el tratamiento que se dará a los datos de carácter personal de los clientes, conforme a lo establecido en la normativa vigente en esta materia (LOPD).

Sin embargo, el tratamiento de datos incluidos en las comunicaciones realizadas por los sujetos obligados al SEPBLAC, o a cualquier otro organismo competente, no requieren el consentimiento del interesado, es más, en estos casos, se debe guardar absoluta confidencialidad y existe la obligación de no comunicar al cliente que se ha informado de alguna circunstancia relativa al blanqueo de capitales.

¿A qué sanciones se expone un sujeto obligado que no cumpla con la LPBC?

El capítulo VIII de la Ley 10/2010 establece las acciones que constituyen una infracción, categorizadas en “Leves”, “Graves” y “Muy Graves”, así como las sanciones que les corresponden, y que pueden oscilar entre los 60.000 € , 1.500.000 €  o cuantías mayores en función de la infracción cometida:

  • Infracciones graves: Sanción cuyo importe mínimo será de 60.000€ y cuyo importe máximo podrá ascender hasta la mayor de las siguientes cifras: el 1% del patrimonio neto del sujeto obligado, el tanto del contenido económico de la operación más un 50%, o 150.000 €.
  • Infracciones muy graves: Sanción cuyo importe mínimo será de 150.000 € y cuyo importe máximo podrá ascender hasta la mayor de las siguientes cifras: el 5% del patrimonio neto del sujeto obligado, el doble del contenido económico de la operación o 1.500.000 €.